Una App permite estudiar cómo las hojas de los árboles captan la luz

Con un smartphone y la aplicación gratuita Ahmes cualquier persona interesada en la ecología puede medir cómo inciden los rayos del sol en las hojas de un árbol.

La herramienta, diseñada por investigadores de la

El equipo mide, con la ayuda de un smartphone, la exposición al sol de las hojas del olivo silvestre. / AA.VV.

Universidad Complutense de Madrid, se ha utilizado para calcular la superficie de las hojas que están expuestas al sol en dos poblaciones de olivos.

Inspirada en los papiros egipcios, la aplicación Ahmes –en homenaje al Papiro de Ahmes, escrito durante el reinado de Apofis I– mide los ángulos de las hojas de los árboles y calcula su posición respecto al sol. “Antes de decidirnos por una ‘app’ y un móvil barajamos la posibilidad de usar otros dispositivos como el mando de una Wii”, explica Adrián G. Escribano, investigador del departamento de Ecología de la Universidad Complutense de Madrid (UCM) y uno de los creadores de la tecnología.

Los científicos han utilizado esta herramienta en dos poblaciones de olivos silvestres (Olea europaea) de Baleares y Madrid. Con la ayuda de un smartphone y la ‘app’ han medido el ángulo de inclinación y el de orientación de sus hojas, calculados en cinco momentos del día, desde el amanecer hasta el atardecer.

“El estudio muestra que, mientras unas hojas están muy expuestas en ciertos periodos del día, otras lo están mucho menos, lo que podría revelar la estrategia del árbol para captar o evitar luz”, indica Escribano, autor principal de la investigación, que se publica en Annals of Botany.

Entre los factores que influyen en la exposición a la luz solar influye la latitud, el momento del día y del año, la inclinación y orientación de las hojas, y la sombra. También el viento es otro factor importante, puesto que puede alterar tanto la posición de la hoja como la duración y la intensidad de la sombra, destacan los autores, que pertenecen a la UCM, la Universidad de Granada, la Estación Experimental de Zonas Áridas (EEZA-CSIC) y el Centro de Ecología Funcional y Evolutivo de Francia (CNRS).

A pesar de que las dos poblaciones de olivos se encontraban en ubicaciones diferentes, los investigadores no han encontrado diferencias significativas entre ambas lo que, según los autores, podría deberse a que se ubican en la misma latitud.

“El patrón de complementariedad que hemos observado en las distintas porciones de las copas es muy similar en los árboles de Menorca y Madrid”, destaca el investigador de la UCM. De esta forma, los científicos han observado un patrón diario en la exposición de hojas de distintas posiciones de la copa.

Utilizada en las aulas

Gracias a su sencillez, la aplicación utilizada en el estudio también está dirigida a estudiantes y profesores. Es gratuita y está disponible en PlayStore para teléfonos Android. “La hemos puesto en práctica en una asignatura de Biología de la UCM y en un proyecto del departamento de Biología Vegetal I de la misma facultad”, señala Escribano.

La tecnología permite caracterizar la posición espacial de cualquier elemento que pueda tratarse como una superficie plana o descomponerse en la suma de muchas de ellas.

“Con esta aplicación, cualquier estudiante o educador puede transformar su teléfono en una herramienta con la potencia suficiente para comprobar hipótesis en diversas áreas de la ecología”, concluye el científico.

unnamed
Fuente:Universidad Complutense de Madrid
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *